5 consejos antes de tu primera clase de CrossFit

Lo primero ¡enhorabuena por ir a tu primera clase de CrossFit! o Cross Training o Entrenamiento Funcional o como le llamen en tu centro deportivo.

Seguramente tendrás muchas preguntas, e incluso muchos nervios. Quizás hayas visto, escuchado o leído sobre el CrossFit y te hayan dicho que es una locura, que es peligroso o que es entrenamiento para militares americanos.

Bueno, pues nada más lejos de la realidad. El CrossFit es salud. Y es un entrenamiento para todo el mundo.

Pero siempre es mejor ser una persona preparada, así que antes de tu primera clase ten en cuenta estos consejos:

1. Ven con tiempo de sobra

Parece obvio, pero no lo es. El primer día que llegas quizás no te hayes en el lugar. No sabes dónde está el vestuario, a quién preguntar, dónde esperar, cómo funciona la máquina de café,… Por eso es mejor que vengas con al menos 15 minutos de antelación en la recepción.

Este consejo, vale para todos los días. Las clases empiezan a su hora, y aunque te hayas apuntado, el entrenador no va a esperarte.

Si llegas cuando ya se ha terminado el calentamiento, no podrás entrar en clase. Parece un castigo, pero no lo es. Entiende que el calentamiento es necesario para poder hacer el resto del entrenamiento en las mejores condiciones, saltárselo o saltarse la fuerza puede hacer que no saques el 100% del beneficio de la clase.

De todas formas, si realmente quieres entrenar, encontraremos una solución 😉

2. Los coach saben mucho y quieren ayudarte: escúchales

Cuando los coach te corrijan es para ayudarte. Si te dicen que no uses más peso, es porque seguramente tu técnica o movilidad aún no están preparadas y puede ser peligroso para ti.

Si te dicen que bajes más en una sentadilla, es porque puedes y porque es bueno para ti. Te costará más, no irás tan rápido pero no es una competición es un entrenamiento para mejorar tu salud y tu forma física.

Los coach saben mucho. Muchísimo. Escúchales.

3. Presta atención a lo que estás haciendo tú

Si una compañera pone más peso, da igual. Si un compañero termina antes, da igual. Si el que está frente a ti no hace el mismo ejercicio que tú, no importa. Haz tu entrenamiento, céntrate en los consejos del coach y olvídate de ganar o perder, olvídate de los piques,… diviérte, disfruta y comparte.

4. Saluda a tus compañeros y preséntate

Es un gesto de buena educación, pero sobre todo romperá el hielo y te ayudará a integrarte en el grupo. Podrás preguntarles sobre el entrenamiento, pedirles consejos y ellos te ayudarán durante la clase.

Además, cuando conoces gente es más fácil coger un hábito de entrenar y venir a clases. Siempre es mejor entrenar con conocidos y amigos, que solo.

Aunque te cueste por timidez, pero haznos caso: saluda y preséntate 😉

5. Agua, comida antes y después y la ropa

Igual tus mayores preguntas y miedos eran sobre lo que hemos dejado para el último punto.

  • Trae agua o compra una botella antes de la clase: hidratarse es MUY importante
  • Deja al menos 1 hora entre la comida y el entrenamiento. Si es poca cantidad, no pasa nada, pero si has comido mucho puede que la digestión interfiera con tu entrenamiento
  • Después de entrenar, no es necesario comer inmediatamente, pero sí es recomendable que comas alguna cosa. Algo de fruta, algún alimento con proteína y algún fruto seco sería suficiente.
  • Trae ropa cómoda, no te preocupes por traer ropa o accesorios de CrossFit. Si esto te gusta y ves que vas a venir mucho tiempo, entonces sí 😉

Para la ropa, accesorios y alimentación vamos a escribir más artículos, videos, charlas,… te iremos contando todo lo que sabemos, todo lo que hemos probado y sabemos que merece la pena y funciona 🙂

Siempre, siempre pensando en tu bienestar y salud. No vamos a ofrecerte o recomendarte nada únicamente por hacer negocio. No es nuestra forma de entender el deporte y la salud.